DECLARACIONES

Román Martínez: "Jugar en un grande es la frutilla del postre en mi carrera"

En diálogo con el periódico Olé, el flamante refuerzo de San Lorenzo de Almagro mostró su alegría al ser contratado por el Ciclón.
miércoles, 30 de enero de 2019 · 11:58

San Lorenzo de Almagro abrochó un refuerzo que fue muy sorpresivo para el fútbol argentino. Es que Jorge Almirón (director técnico del Cuervo) pidió a Román Martínez, un viejo conocido del Negro. El fichaje del volante asombró a propios y extraños, ya que el mediocampista de 35 años viene de tener poco rodaje en Deportivo Morón (donde abandonó la institución debido a que no le pagaban el sueldo). En una entrevista con el diario Olé, el protagonista se refirió a su arribo al Ciclón.

"La verdad es que mientras buscaba club caminaba por las paredes porque no quería irme de Buenos Aires. Por ahí de más joven, cuando todavía tenés que seguir haciendo carrera, es otra cosa. Pero ahora, con una carrera ya hecha, pienso más en lo personal y moverme al exterior o al Interior era perderme el día a día con él. Quería quedarme acá y volver a Primera porque me siento capacitado para hacerlo. Me faltaba la frutilla del postre que era jugar en un grande y se me dio", aseguró el oriundo de Morón en primera instancia.

Sobre Almirón, Román reconoció que ambos conciben el fútbol de la misma forma. "Tengo una muy buena relación con Jorge, un cariño que va más allá de lo futbolístico y hablamos muchísimas veces. Me gusta su manera de jugar, de trabajar. Digamos que hablamos el mismo idioma y nos sentimos en sintonía. Me llamó porque quería contar conmigo en cuanto a lo que puedo ofrecer dentro de la cancha", explicó.

Luego, el volante agregó: "Confío en mí y siento que estoy para jugar. Después, que se diga que estoy grande, que vengo de no jugar, o que mi último club fue en la B Nacional es lógico, lo entiendo y está perfecto. Pero lo importante es cómo me siento yo porque si no confío en mí no puedo estar acá. Es mi cabeza la que hace que me sienta bien, que me funcionen las piernas, que entrene a la par de mis compañeros sin faltar un día. Y cuando el técnico me tire a la cancha trataré de responderle porque él también tomó sus riesgos al pedirme".

A pesar de tener 35 años y sufrir muchas dificultades para encontrar un club interesado en contar con sus servicios, Martínez confesó que nunca pensó en el retiro. "Nunca pensé en largar el fútbol. Siempre estuve seguro de que iba a seguir jugando porque me siento bien. Claro que la pasé mal, que estuve mucho tiempo encerrado en mi casa, que no vi a algunas personas. Lo que pasó me pinchó muchísimo y me obligó a tomar decisiones sobre cómo seguir. No quería irme de Buenos Aires y ahora estoy acá, en un grande como San Lorenzo, listo para afrontar este desafío enorme. ¿Quién se lo iba a imaginar? ¡Nadie! Sólo yo y mi cabeza", sentenció el mediocampista.

0%
Satisfacción
85%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
14%
Incertidumbre
0%
Indiferencia