PRESUPUESTO 2019

La Iglesia trata de remplazar los aportes proporcionados por el Estado

La Iglesia cobrará de cinco a diez pesos voluntarios a los alumnos de sus escuelas.
domingo, 10 de febrero de 2019 · 12:47

El monto que propone la Iglesia Católica como aporte voluntario a los padres que llevan a sus hijos a establecimientos parroquiales será de cinco a diez pesos. El motivo es el avance del plan de sostenimiento de la Iglesia y reemplazar los aportes del Estado nacional.

El monto va a tener relación con la cuota que pagan los alumnos, pero nunca excederá los cien pesos. Además, el aporte no será obligatorio. Los fondos voluntarios serán repartidos a lo largo y ancho del país en las distintas diócesis. De manera progresiva se están tratando de reemplazar las transferencias estatales, que garantizan los ingresos de curas y obispos.

Las escuelas que implementarán la medida no serán todas. Las escuelas parroquiales en zonas desfavorecidas y que tienen subsidios estatales no serán incluidas. Por otro lado, tampoco serán contempladas los colegios que forman parte de órdenes religiosas. Las escuelas que se contemplan son establecimientos que dependen exclusivamente de los obispados. Es por ello que los obispos tendrán libertad para decidir en qué escuelas se hará la solicitud.

En cuanto a la fecha de comienzo de la solicitud, se espera que sea antes de la primera cuota de marzo. La semana que viene la Conferencia Episcopal Argentina buscará acordar con los obispos la manera de comunicar la medida. La polémica por el aborto y el subsiguiente cuestionamiento de las transferencias de fondos del Estado a la Iglesia el año pasado hizo que el presidente de la CEA, Oscar Ojea, trabaje con el Gobierno para avanzar en el reemplazo de los aportes estatales para sostener el culto.

El Gobierno también opinó sobre este asunto, plantearon que hay un “cambio de paradigma” en el que los fieles serán los principales aportantes de la Iglesia. En los meses venideros, se buscará reemplazar gradualmente el presupuesto destinado a la iglesia por parte del Estado, que para este año es de 130 millones, el cual ha despertado fuertes críticas por parte del colectivo de mujeres.