ECONOMÍA REGIONAL

Fin de las retenciones para 2020

Así lo anunció el secretario de Agroindustria, Luis Etchevehere.
sábado, 09 de marzo de 2019 · 21:16

Ángel Leotta, el presidente de la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR), cuestionó este sábado la “inaguantable” carga impositiva que sufre el sector y advirtió que “la crisis destruye”.

Por otro lado, el secretario de Agroindustria de la Nación, Luis Miguel Etchevehere, anunció que “el año que viene se van a terminar las retenciones”.

La disputa se produjo durante el tradicional desayuno de la COVIAR, durante la presentación de la “Visión Estratégica de la Vitivinicultura Argentina”.

Durante la jornada, Leotta aseguró que “la carga impositiva es inaguantable” y abogó por “la quita de las retenciones y la vuelta a los anteriores porcentajes de reintegros porque es urgente para potenciar el complejo exportador vitivinícola de Argentina”.

El presidente de la COVIAR, le habló a los gobernadores, legisladores y funcionarios nacionales, pidiéndoles el apoyo, y solicitó la sanción de la ley del uso de jugos naturales en bebidas analcohólicas, estabilidad macroeconómica, políticas diferenciales para la agroindustria, acuerdos comerciales similares a los que poseen nuestros países competidores.

Por otro lado, exigió financiamiento a largo plazo, para aumentar la productividad y eficiencia de los productores, y recursos para la promoción del vino.

Cabe recordar que Angel Leotta consideró que los anuncios realizados en la víspera por el presidente Mauricio Macri para las pymes de las economías regionales no son todo lo esperado por la vitivinicultura.
   
Macri adelantó que habrá una agenda productiva y anunció que se determinó subir el mínimo no imponible (MNI) a partir del cual se empiezan a pagar cargas patronales en las pymes de las economías regionales.
   
"La reducción de las cargas laborales ayuda, pero no es todo lo esperado por el sector vitivinícola. Requerimos de otras medidas del gobierno nacional como la quita de retenciones y el aumento de reintegros para salir a exportar y sacar a la industria del estado recesivo actual", manifestó Leotta. A su vez, el dirigente mendocino mencionó la problemática del sobrestock vínico de unos 300 millones de litros que complica el inicio de la cosecha y la además que se verifica retracción del consumo interno.