POLÉMICA

"Iglesia y Estado asunto separado": Carla Peterson causó un gran revuelo en Twitter

Tras la polémica frase del papa Francisco, donde comparó a las mujeres que abortan con recurrir a sicarios, la actriz manifestó su opinión al respecto.
viernes, 12 de octubre de 2018 · 09:58

El miércoles pasado, el papa Francisco habló sobre el aborto y dejó polémicas declaraciones. "¿Es justo suprimir una vida humana para resolver un problema? ¿Es justo contratar un asesino a sueldo para resolver un problema? ¡No, no se puede!", dijo el Sumo Pontífice, analizando el mandamiento que dice “No matarás”. 

De esta forma, el papa condenó la "supresión de la vida humana en el seno materno en nombre de la salvaguardia de otros derechos".

Carla Peterson es una ferviente defensora del feminismo y formó parte del colectivo de actrices que se manifestaron en apoyo a la Ley de Interrupción Voluntaria del embarazo. 

La actriz, indignada con la comparación de Francisco, hizo su descargo a través de su cuenta de Twitter. "Los sicarios están en sus cuevas practicando abortos clandestinos. Las mujeres seguirán abortando. Un día, pronto dejarán de juzgarnos y abrirán las puertas de los hospitales, mientras tanto los 'pro vida' son cómplices de los sicarios. Iglesia y estado x separado", escribió.

Luego volvió a remarcar: "Iglesia y Estado asunto separado". Esa es la nueva consigna de lucha del colectivo artístico y de quienes militaron a favor del aborto. 

Estamos a favor de la despenalización del aborto. Y por eso mismo, estamos a favor de la vida. De todas las vidas: también la de aquellas mujeres que arriesgan sus cuerpos en manos de un negocio siniestro y clandestino", decía la carta que firmaron el grupo de 100 actrices argentinas (que integran el movimiento en el que se encuentra Peterson).

"Les pedimos que voten el proyecto de la Campaña Nacional porque estamos convencidas de que el aborto legal --acompañado de políticas públicas de educación, prevención y contención para evitarlo-- nos convertirá en una sociedad más justa, más moderna, y definitivamente menos hipócrita. Se lo pedimos también para que honren el sistema representativo, que simboliza justamente el derecho a elegir”, cerraba el texto leído en pleno debate por el proyecto de ley.