¡INCREÍBLE!

Doble censura: Madonna festejó los 30 años de “Like a Prayer” con una nueva polémica

La artista celebró el aniversario de una de sus canciones más controversiales y se llevó una terrible sorpresa.
martes, 05 de marzo de 2019 · 17:43

Madonna es una las artistas más reconocidas de todo el mundo. Su talento, su belleza y su rebeldía lograron convertirla en la indiscutida reina del pop ¡para siempre! Años atrás, tras la difusión del videoclip musical de la canción Like a Prayer, la cantante se vio envuelta en un escándalo de grandes dimensiones con la Iglesia.

En las imágenes se veía a la estrella besando a un Cristo y bailando frente a cruces prendidas fuego. En su momento fue tanto el repudio de los miembros de la iglesia que se perdió un contrato millonario con una empresa de bebidas. ¡El clip fue nombrado como el más trasgresor de la historia por MTV! Y un nuevo hecho volvió a ponerlo en evidencia.

La artista publicó en su cuenta de Instagram parte del tema celebrando los 30 años de aquella gran polémica, pero al poco tiempo de compartirlo fue eliminado. “¡Hace 30 años lancé Like a Prayer e hice un video que causó mucha controversia porque besé a un santo negro y bailé frente a las cruces ardientes! También hice un comercial con Pepsi que fue prohibido porque mi video fue visto como inapropiado ¡Feliz cumpleaños a mí y controversia!”, escribió en el primer post.

Más tarde, en el mismo día de su aniversario, anunció que habían censurado. “Quería publicar esto ayer, ¡pero fue bloqueado! ¡Qué sorpresa!”, reflexionó la vocalista. El corto fue dirigido por Mary Lambert, allí vemos a una mujer vestida de negro y luciendo un collar con una cruz. Ella ve cómo los blancos supremacistas asesinan a una mujer y después arrestan a un hombre afroamericano. Luego el cristo cobra vida y besa a la atormentada mujer que reza pidiendo justicia.

Es por eso que generó tantos comentarios, dado que la compositora utilizó a la religión como un escaparate para mostrar a la policía norteamericana golpeando y siendo injustos con las personas de color. Incluso el Vaticano (específicamente el Papa Juan Pablo II) “atacó” directamente a la empresaria.