La situación de los últimos habitantes del Estado Islámico