Récord de frío polar: la Antártida a -98℃