EJEMPLOS DE FIDELIDAD

Ejemplo de Fidelidad: “León” no se va de la tumba de su dueña

Su dueña murió en las inundaciones de Río y la mascota no se movió de la tumba. Finalmente fue rescatado asustado y hambriento, pero ileso
miércoles, 19 de enero de 2011 · 12:29

 

Leao (“León” en español) se resistía a dejar el sitio donde yacen los restos de su ama, Cristina Maria Cesário Santana. Los vecinos del lugar, que lo habían rebautizado Caramelo, contaron que el perro deambulaba por las calles del barrio Caleme, uno de los más afectados por el temporal, pero volvía siempre a la tumba y que por momentos escarbaba la tierra, publica contexto.com.ar.

El personal de Protección Animal de la Asamblea Legislativa de Río de Janeiro ya ha rescatado a más de 180 animales en Teresópolis y Petrópolis con ayuda del Instituto de Ambiente de ese estado y de ONGs. Son llevados a un refugio y los que no sean reclamados por sus dueños irán a adopción.

Los perros no tienen, desde ya, noción de lo que es la muerte, pero su fidelidad a los amos es proverbial; sólo son felices en su compañía y su ausencia les resulta muy difícil de soportar. Por eso no quieren abandonar la tumba del dueño: permanecen allí a la espera de que éste regrese.

El caso de Leao recuerda al de un perro japonés, que en 1920 pasó diez años yendo diariamente a la estación de tren a esperar a su amo fallecido a la hora que éste solía volver del trabajo. Con su historia se rodó una película, Hachiko, tu mejor amigo