ESTADOS UNIDOS

A pocos días de otro cierre de gobierno, Donald Trump se va de campaña a la frontera

El presidente escogió a la ciudad fronteriza de El Paso, en el estado de Texas, en un intento por recuperar votantes con miras a su reelección en el 2020.
lunes, 11 de febrero de 2019 · 13:21

El presidente Donald Trump tendrá su primer acto de campaña del 2019 hoy, con la vista puesta en las negociaciones que se llevan a cabo en Washington D.C. para evitar otro cierre de gobierno. Por esto escogió a la ciudad fronteriza de El Paso, en el estado de Texas.

“La ciudad fronteriza de El Paso, Texas, tenía una alta tasa de crímenes violentos, de las más altas en la nación, y era considerada una de las ciudades más peligrosas en el país”, dijo Trump en su discurso del Estado de la Unión, del 5 de febrero. “Pero ahora, con una poderosa barrera construida, El Paso es una de las ciudades más seguras”, agregó, según consigna El Intra América News.

Pero las estadísticas no respaldan a Trump en este caso. Según datos de las agencias de seguridad, la ciudad tiene bajas tasas de criminalidad desde mucho antes de que se construyera la barrera entre el 2008 y mediados del 2009.

Lo dicho en el discurso de Trump provocó las reacciones de varios funcionarios públicos de la ciudad. “Los hechos son claros. Mientras es cierto que El Paso es una de nuestras ciudades más seguras, nunca ha sido considerada una de las ciudades más peligrosas de la nación”, dijo el Sheriff, Richard Wiles. El alcalde de El Paso, el republicano Dee Margo, también contradijo al presidente. “Creo que le entregaron una información equivocada”, dijo.

Ahora Trump va a El Paso, en un intento por recuperar votantes con miras a su reelección en el 2020. El presidente insiste en volver a hacer del muro en la frontera un tema principal de su campaña. Allá lo estará esperando uno de sus potenciales rivales, el demócrata Beto O’Rourke, nacido en esa ciudad.

Un grupo bipartidista de congresistas se encuentra actualmente en Washington D.C. negociando un acuerdo de seguridad fronteriza. Pero si el viernes no se ha llegado a un acuerdo que satisfaga al presidente, y Trump ha dejado claro que solo le satisface una ley que contenga los fondos para construir el muro, habrá de nuevo otro doloroso cierre parcial del gobierno federal de los Estados Unidos.