FENÓMENOS NATURALES

En video: brutal avalancha de nieve sepulta autos en la carretera

El rudo invierno sigue causando estragos, tal y como se puede apreciar en las siguientes imágenes.
martes, 05 de marzo de 2019 · 09:39

COLORADO, EEUU.- Si nunca has visto una avalancha de nieve en persona, se te hará difícil entender lo enormemente poderoso que puede ser este fenómeno natural. En una palabra, la fuerza de un muro de nieve que desciende por la ladera de una montaña es aterradora.

Un puñado de conductores en Colorado pueden confirmar esta premisa, después de una avalancha barrida a través de una carretera este fin de semana, que sembró terror en la ruta y pudo haber dejado a varios sepultados por completo de inmediato.

Los conductores en un tramo de la Interestatal 70 en el condado de Summit, Colorado, enfrentaron el domingo un peligro que la mayoría de las personas nunca experimentará detrás del volante: una enorme avalancha que se aproxima rápidamente a la carretera desde la cima de una montaña cercana.

La enorme nube de nieve recién caída se expandió a medida que se movía, y terminó lanzando todo el tráfico en su camino, como se puede ver desde el punto de vista de un hombre que logró capturar toda la experiencia con la cámara. Milagrosamente, los funcionarios dicen que nadie murió o resultó herido.

Varios videos que se hicieron virales en las últimas horas, demostraron que quedarse en casa es la mejor opción durante los días bajo tormentas de nieve.

Las imágenes de quienes pasaron por allí mostraban el momento en que un par de avalanchas descienden sobre la autopista I-70, entre Frisco y Copper Mountain en Colorado. Varios autos fueron sepultados, aunque no se reportaron muertos o heridos.

“De repente, vimos una gran nube blanca a la izquierda y nos dimos cuenta de que era una avalancha”, dijo Jacob Easton a Fox.

Por fortuna, las condiciones mejoraron rápidamente y la carretera permaneció abierta, sin que se reportaran lesiones relacionadas con la avalancha, según el Departamento de Transporte de Colorado.

El único consejo que se debe tener en cuenta la próxima vez que empiece a pensar que no hay nada peor que el tráfico en hora pico, es pensar que siempre puede haber algo peor.