El después del atentado

Tras la masacre de Christchurch, Nueva Zelanda prohíbe la venta de armas semiautomáticas y rifles

La primera ministra del país oceánico, Jacinda Ardern, anunció fuertes medidas de prevención luego de la matanza de 50 personas en dos mezquitas.
jueves, 21 de marzo de 2019 · 02:00

Como respuesta a la masacre de Christchurch en la que perdieron la vida 50 personas, Jacinda Ardern, primera ministra de Nueva Zelanda, dio a conocer en las últimas horas una prohibición inmediata para la compra de fusiles de asalto y semiautomáticos. 

"Anuncio que Nueva Zelanda prohibirá todas las armas semiautomáticas de estilo militar. También prohibiremos todos los fusiles de asalto", anunció Ardern. Además, detalló medidas provisionales para que no se produzca una avalancha de adquisiciones antes de que las nuevas normativas entren en vigencia.

"La consecuencia será que nadie podrá comprar estas armas sin un permiso de la Policía. Puedo asegurar que no tiene sentido solicitar tal permiso", enfatizó la funcionaria de este país oceánico.

La primera ministra neozelandesa reveló también la prohibición de los cargadores de gran capacidad y de los dispositivos que permiten efectuar disparos más rápidos. "Para resumir, cada arma semiautomática empleada en el ataque terrorista del viernes quedará prohibida en este país", destacó.

En cuanto a las armas que ya fueron compradas, Ardern sacó a la luz un sistema de recompra que tendrá un costo de entre 100 y 200 millones de dólares neozelandeses (entre 69 y 139 millones de dólares), en relación a la cantidad de armas que recibirá el Gobierno.

Asimismo, el ciudadano de Nueva Zelanda que mantenga sus armas pasada la fecha de amnistía se enfrentará a sanciones económicas de hasta 4.000 dólares y hasta a tres años de cárcel.