MASSACRE EN NUEVA ZELANDA

El Gobierno argentino condenó los atentados a las mezquitas de Christchurch

La Cancillería de la República Argentina, a través de un comunicado de prensa, hizo llegar sus condolencias y solidaridad al gobierno neozelandés.
viernes, 15 de marzo de 2019 · 16:26

La Cancillería de Argentina condenó “enérgicamente” los actos de terrorismo a dos mezquitas en Christchurch, Nueva Zelanda, que causaron la pérdida de al menos 49 vidas y decenas de heridos. Según informan, no hay argentinos dentro de los heridos.

“Hechos de violencia terrorista, como los ocurridos el día de la fecha, son un ataque a la libertad, la convivencia pacífica, la inclusión y el respeto a la diversidad, bases fundamentales de nuestras sociedades democráticas”, manifestó el Cancillería.

Nueva Zelanda fue escenario de dos atentados a mezquitas en la localidad de Christchurch. El Gobierno argentino se hizo eco de los hechos e inmediatamente condenó los actos terroristas y aseguraró que “continuará trabajando con la comunidad internacional contra este flagelo en el marco del derecho internacional y del respeto al Estado de Derecho y los derechos humanos”.

Hasta ahora, son cuatro los detenidos. Uno de los autores públicó en su cuenta de Facebook una retransmisión de su tiroteo, grabada con una cámara que llevaba en la cabeza. Los actos antisemitas fueron repudiados por la Cancillería argentina y, además, hicieron llegar sus condolencias a los familiares de las víctimas y a la comunidad islámica, al tiempo que expresaron su esperanza por una rápida recuperación de los heridos.

El Gobierno informó que la Embajada Argentina en Nueva Zelanda está en contacto permanente con las autoridades neozelandesas y la comunidad argentina en Christchurch, según información trascendida no habría ciudadanos argentinos afectados.

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, ya confirmó que se trata de un ataque terrorista. “Por lo que sabemos, parece que estaba bien planeado", declaró en una conferencia de prensa. La ola de antisemitismo genera grandes problemas a nivel mundial, uno de los detenidos manifiesta posturas de extrema derecha, según confirmó Scott Morrison, ministro de Austrialia.