El peligro no acaba

Tras la trágica explosión ¿cómo están las escuelas en Moreno?

Mariana Cattaneo, secretaria general de SUTEBA de ese distrito, habló con El Intransigente sobre el informe de las 46 instituciones educativas en situación precaria, donde se denunció un problema con el gas
viernes, 03 de agosto de 2018 · 17:05

Docentes, familiares, vecinos, estudiantes y ex alumnos expresaron su dolor y bronca en el último adiós a Sandra Calamano y Rubén Rodríguez las víctimas de la trágica explosión ocurrida en la en la Escuela N° 49, del partido bonaerense de Moreno.

El trágico hecho ocurrió este jueves alrededor de las 8:00 en la Escuela N° 49, situada en Davaine y Félix Roldán. Las personas fallecidas resultaron ser la vicedirectora Sandra Calamaro, que estaba a cargo del establecimiento, y Rubén Rodríguez, quien se desempeñaba como portero. La explosión se produjo pocos minutos antes del horario de ingreso de los niños a clase, por lo que pudo haber sido una tragedia aún mucho mayor. Los cuerpos fueron arrojados a varios metros del lugar en el que se produjo el estallido y el de la maestra quedó en el medio del patio.

Ante esto, Mariana Cattaneo, secretaria general de SUTEBA Moreno habló con El Intransigente sobre el informe de las 46 escuelas en situación precaria, donde se denunció un problema con el gas, pero más específicamente se refirió al estado de las escuelas de la ciudad en la que se encuentra.

“Teníamos declarada la emergencia educativa por el Consejo Escolar, el Consejo Deliberante y la UEGD del distrito. Esta situación de infraestructura la conoce el Gobierno de la provincia de Buenos Aires, porque le hicimos llegar nuestros reclamos vía las autoridades de nuestro distrito, que es la Jeda Distrital”, dijo al respecto.

“Tenemos unas reuniones periódicas donde se plantean las dificultades de infraestructura a las que asistimos los sindicatos, pero también asisten el Consejo Escolar, los inspectores de las escuelas y ahí se construye la información más urgente del distrito. Esas son actas que son oficiales y que están en mano de la Jefatura Distrital. Por otro lado, también el Consejo Escolar de Moreno está intervenido. O sea, el interventor del Consejo Escolar son los ojos de Vidal en Moreno, no puede no saber lo que pasa en Moreno y, por ende, Vidal no puede no saber lo que pasa en Moreno. Si es así, es porque no cumple bien su tarea”, advirtió.

Consultada sobre los motivos por los cuales  había estado intervenido el Consejo, la referente de SUTEBA en Moreno sostuvo: “Porque se denunciaron una serie de irregularidades, que como sindicato y todas las organizaciones del distrito, dijimos que investiguen a fondo, pero no lo intervengan, porque el Consejo Escolar de Moreno tiene representación de distintas fuerzas”.

“Hacer las tareas en Moreno requiere de una cantidad de conocimientos y de responsables importante. La intervención del Consejo Escolar implica que las definiciones quedan en mano de una sola persona, que es el interventor, que se llama evocador, que se llama Sebastián Nasif”, añadió. “Nunca estuvo preparado para abordar la problemática del distrito y nosotros, de todas maneras, tuvimos reuniones con él y siempre planteamos lo mismo, lo hicimos como sindicatos, lo hicimos desde distintas organizaciones y lo hicimos en el ámbito de la OEGD, como corresponde. Esto es algo que nosotros nos ocupamos de que tomara estrado público”, alertó Cattaneo.

Pero, en su momento, las causas por las cuáles estaba intervenido el Consejo fueron “irregularidades en el servicio alimentario, diferencias entre las facturas presentadas y lo pagado”, según salió en medios locales subrayó. Cuando se le preguntó si hubo algún cambio en la situación de los colegios a partir de que estuvo el interventor, confesó que “no” y explicó: “porque para que hubiera se requiere que al interventor se le de recursos económicos para que pueda destrabar las obras”.

“Hay que generar un programa de mantenimiento de edificios, unas definiciones de cuáles van a ser los plazos para terminar con las obras que se paralizaron en diciembre del 2015. Todo eso no pasó, pero además, nunca pudimos dar con el director provincial de infraestructura. Nunca vinieron de La Plata a conversar al territorio, a ver cómo estaban las escuelas. Entonces, decimos que la intervención, lo que hizo fue llevar a fondo el programa de ajuste que tienen planificado el gobierno de la provincia de Buenos Aires. Esa es la realidad”, dijo.

“La primaria 57 la dejaron a medio hacer, la secundaria 32 está en un 80% abandonada, la escuela 506 jamás se ocuparon de que tuviera un edificio donde van los estudiantes, que sería la escuela secundaria de la escuela especial. La escuela secundaria 6, del barrio San José, que el año pasado la Gendarmería fue ante una sentada que hicieron los estudiantes secundarios para que les refaccionen el edificio, tiene un sector que no se pude utilizar. Estas son cuatro de muchas situaciones. Están ahí igual que estaban antes de la intervención y ahora con la intervención. Quiere decir que el interventor no fue puesto para resolver los problemas. Habría que preguntarles para qué lo pusieron entonces”, cuestionó.

Cabe destacar que, el distrito de Moreno es bastante pobre, por lo que la escuela sirve como apoyo para los niños y adolescentes en todos los sentidos, de hecho Cattaneo destacó que por el servicio alimentario, también es un espacio de contención. “Uno desearía que el lugar donde pasan cuatro horas y en otros casos, como la escuela 49, todo el día, sea un lugar acogedor, donde puedan comer, desayunar dignamente. Bueno, cuestiones que uno esperaría de cualquier institución del Estado”, dijo.

Siguiendo la línea de la comida en los colegios, Cattaneo reveló que esa cuestión no se encuentra ordenada: “No alcanzan los cupos que hay en los comedores escolares. Esa fue también una decisión de la intervención. Nosotros tuvimos la primera reunión este año y le preguntamos al interventor del Consejo Escolar, en presencia de los inspectores, no fue una reunión a solas con los sindicatos, por qué los cupos, los directores denunciaban que no alcanzaban para la cantidad de estudiantes. Nos dijo que él había pasado la asistencia media del año anterior, se le planteó que había que actualizar esos números, porque siempre hay más pibes en las escuelas y porque hay que revisar”.

“La información está disponible, la tiene los directores actualizada permanentemente. Eso nunca se corrigió. O sea, que también, en ese sentido, no mejoró la situación no solo de este Consejo Escolar, de ninguno de la provincia de Buenos Aires”, advirtió. “Acá hay una responsabilidad política, porque esa descripción que tiene que ver con una situación en la que veníamos pidiendo presencia del Estado, hace más de dos años. Entonces, para que lo tengas como un dato. Esto no es una opinión de SUTEBA, es una opinión de los ciudadanos de Moreno”, sostuvo.

Por último, cuando se le consultó qué respuesta tenían en cuanto al tema edilicio, Cattaneo dijo que ninguna: “Nos dirigimos a hablar con los funcionarios cuando vienen a las escuelas a hacer inauguraciones, a hacer acto de presencia. Les llevamos reclamos del distrito, se los damos en mano, como se hizo con Sánchez Zinny, el Director General de Escuelas, cuando visitó la escuela especial 505”. Y agregó la información Moreno la manejan desde el Estado y que piden que intervengan, pero “decidieron no intervenir”.