VACUNAS

“Necesitamos campañas que expliquen la importancia de la vacunación”

Así declaró el infectólogo Eduardo López, en diálogo con El Intransigente.
martes, 16 de abril de 2019 · 16:55

Eduardo López, infectólogo y jefe del Departamento de Medicina del Hospital Ricardo Gutiérrez de Buenos Aires, brindó una entrevista con El Intransigente. En ella se trató la enfermedad del sarampión, debido a que, en lo que va del año, ya se detectaron 4 casos.

Al ser consultado si efectivamente era sarampión los 4 casos que se conocieron, el doctor explicó: “Si, la mayoría de algunos fueron importados y otros fueron contactos con importados. Aparentemente no es todavía un caso autóctono, de acuerdo a la previsión”.

Sobre cómo se puede prevenir, el infectólogo sostuvo: “hay una única manera de prevenir el sarampión, que es la vacunación. Lo ideal para vacunarse es cumplir con el calendario nacional que es el siguiente: al año de edad, el chico debe recibir la primera dosis de sarampión. Luego, al ingreso escolar la segunda dosis. En el caso de que el chico recibió una sola dosis, cuando llegue a la adolescencia se le aplica la segunda dosis, que siempre va acompañado para proteger también el sarampión y rubiola, es la que se llama la triple viral, protege sarampión, rubiola, y paperas”.

Además, agregó: “los adultos que nacieron antes de 1965, se consideran que están protegidos porque tuvieron la enfermada cuando fueron chicos, y la enfermedad se considera que tiene protección de por vida. Los adultos que nacieron después del 65, la mayoría de ellos tiene una dosis de vacuna nada más, y es recomendable que se apliquen la segunda dosis, sobre todo si viajan a lugares donde hay riesgo del sarampión: zonas de Brasil, toda Europa, que tuvo más de 80 mil casos el año pasado, todas zonas de Tailandia, Venezuela, Colombia, Argentina, Ecuador y Perú”.

Al ser consultado sobre los casos de las personas que nacieron después del 65, el médico explicó con más detalles: “esas personas están protegidas. La mayoría de los adultos va a tener una sola dosis, porque la segunda dosis se implementó a partir del 2000. En el caso que viajen a lugares donde hay riesgo de sarampión, deben ponerse la vacuna de 10 a 14 días antes. Supóngase que van a viajar con un chico menor de un año y mayor de 6 meses, conviene colocarle una dosis de vacuna y cuando llega al año es como si esa no la hubiese recibido. Y antes de viajar tiene que vacunarse, por lo menos, 14 días antes, más los chicos pequeños”.

Sobre si cree que hacen falta más compaña de concientización con respecto a la importancia de respetar el calendario de vacunación, el infectólogo argumentó: “tenemos que mejorar las coberturas de vacunación, esto significa que se vacunen más cantidad de niños, adolescentes y adultos que hoy no se están vacunando. Hay vacunas que quedan sin usar, que era para aproximadamente 150 mil chicos, en varicela quedan sin vacunar 130 mil, los chicos no se vacunan, a pesar de que, en teoría, tenemos la vacuna. Por lo tanto, hay que hacer campaña.

Y continuó: “no solamente la campaña del sarampión, si no campañas que expliquen la importancia de la vacunación, de mostrar cuantas muertes se evita, cuantas secuelas. La vacuna del neumococo, que es el agente causal muy frecuente de meningitis y de neumonías, su refuerzo se aplica al año de edad, y hoy no se la aplican alrededor de 120 mil chicos y cuando tiene meningitis quedan con secuelas un 30%, 35%, y mueren alrededor del 10%, eso no se explica. La campaña del sarampión tuvo muy buen éxito, pero fue una campaña que decía que tiene que vacunar al chico contra el sarampión y rubiola, y en realidad tendría que agregarle todo el condimento de lo que significa la enfermedad”.

Al ser consultado sobre si hay vacunas en los hospitales o si están en falta, el doctor manifestó: “Las vacunas no están llegando en tiempo y forma a todos los lugares, hay asimetrías, ya sea porque se compran tarde, o no se previó el proceso de compra que tiene varios trámites, o no se pagó el trámite aduanero, o la distribución fue incompleta, o tardía, todo eso que es responsabilidad del Estado. Todas las vacunas tienen que llegar a todos los municipios o departamentos, según como se llamen, de acuerdo a las provincias. Sin embargo, nosotros no logramos que todas las vacunas tengan la accesibilidad adecuada, la mayoría ha mejorado en este aspecto, pero todavía hay vacunas que se necesitan en tiempo y en forma para que se vacune todo el país” finalizó.