CIUDAD

Expo Cafira: decoración premium con onda otoñal

Más de cien expositores comparten sus proyectos en el Centro Costa Salguero. Hay propuestas para el hogar, ambientes laborales, y hasta para quien sólo desee comprar un cuaderno de viajes.
miércoles, 13 de marzo de 2019 · 21:50

Los comerciantes y profesionales que busquen un lugar en el que se reúnan distintas corrientes en materia de decoración y estilo de diseños de interiores, puede encontrar en Expo Cafira un evento en el que confluyen decenas de propuestas en clave otoñal. A partir de este 13 de marzo y hasta el 16, el Centro Costa Salguero expondrá las tendencias de la temporada para espacios hogareños o laborales a gran, media o pequeña escala.

Aunque sacar conclusiones de una muestra de 130 expositores es un asunto temerario, ya implicaría reducir a un puñado de palabras tantas corrientes, sentidos y materiales, hay algunas líneas que resultan evidentes. La primera, la combinación o la posibilidad de que cuero, hierro y madera puedan convivir en los espacios; en especial, los hogareños. Eso sí, la combinación requiere un factor innegociable: la sutileza en las proporciones y tino en el uso. 

Así como se encuentran opciones para quien desee combinar recursos, también hay propuestas más minimalistas y cargadas de estética. En ellas predomina el uso de la cerámica o elementos similares, como es el caso de “Apa la papa”, en su mayoría intervenidos con algún motivo pintado: hay tanta variedad como personalidades. Pero también se ofrece alternativas para quien desee llenar de colorido y cálidas telas espacios caseros. Para ellos, el stand de Primitivo Urbano. 

La oferta en materia de muebles e iluminación es infinitamente más amplia. De ese universo se destaca un aspecto que no por obvio debe dejar de considerarse: la comodidad. Varías las dimensiones de las piezas pero ese factor es casi perceptible a la vista: no es necesario reposar sobre las creaciones para intuir que se puede dormir o reposar a placer. La paleta de colores en este apartado, sujeto al estilo de los diseños, suele ser más reducida. Grises y colores pasteles predominan.

El recorrido, extenso a través de distintos pabellones, encuentra en distintas paradas para comer un grato gesto hacia los visitantes. Helados o bocados de otro estilo, como una manera de decir a los profesionales o curiosos del área: podés permanecer en la expo con tranquilidad, hasta puertos de conexión para celulares y computadores tenemos. Porque los tienen. Eso también es una tendencia: la evidente necesidad de aprovechar cada metro para ofrecer una acceso a energía eléctrica sin que se rompa la armonía con el espacio.